Gafas Ayudas Dormitorio

Gafas Ayudas Dormitorio

Estas gafas se remontan al final de la época victoriana (principios del siglo XX).
El número de junio de 1936 de la revista ?Popular Science? se hizo eco de ellas, publicando el artículo que se reproduce en la fotografía.
Para hacer más fácil la lectura en la cama, se acoplaron a las lentes unos espejos en ángulo que permitirían leer un libro estando acostado y sin levantar la cabeza, simplemente apoyándolo en el pecho, evitando así tanto el dolor de cuello, como el de espalda y brazos.